Shield R Us,

DONDE NOS OCUPAMOS

DE TU CAMINO.

CONDUCCIÓN AGRESIVA

La conducción agresiva es extremadamente común entre los conductores estadounidenses. Según los datos recopilados en el año 2019, casi el 87% de los conductores expresan que siente una ira significativa, agresión o rabia en la carretera a la hora de manejar.

¿Qué es la conducción agresiva?

Es un comportamiento de conducción totalmente inseguro, el cual se realiza deliberadamente y con mala intención o sin tener en cuenta la seguridad. Estos son algunos ejemplos de conductas de conducción agresivas:

  • Exceso de velocidad.
  • Cortar delante de otro conductor y luego reducir la velocidad.
  • Corriendo luces rojas.
  • Entrando y saliendo del tráfico.
  • Cambio de carril sin señalización.
  • Bloquear autos que intentan rebasar o cambiar de carril.
  • Usar faros o frenos para “castigar” a otros conductores.